EL sillon tantra protagonista del escenario para la sesión de fotos de la Revista